Cómo saborizar grisines

Cómo hacer para saborizar grisines

Los grisines son una especialidad de origen italiano, pero en la actualidad es un snack implantado en numerosos países. Si bien en estos días los podemos encontrar en cualquier supermercado, en sus comienzos, eran una especialidad característica de las panaderías.

Su textura crocante lo hacen ideal para combinar y untar con diferentes tipos de salsas y aderezos, infaltables en las picadas, pero también pueden formar parte de un desayuno o merienda nutritiva y suelen utilizarse como sustitutos del pan en numerosas casas de familia.

La forma mas común en que podemos encontrar los grisines, son palitos alargados, finos y de unos 20 cm; pero también podemos encontrar otras formas mas originales como retorcidos, cortitos, e incluso hasta con forma de bolitas.

Con la siguiente receta podrás preparar los clásicos grisines, pero también exquisitas variedades saborizadas.

Qué podemos utilizar para saborizar

100 gr. de cebolla deshidratada.
300 gr. de queso rallado.
30 gr. de orégano.
20 gr. de tomillo fresco o seco (picado).
20 gr. de pimentón dulce.
Unas gotas de tabasco.
Semillas de sésamo o de amapola.
20 gr. de ají molido.
20 gr. de ajo en polvo.

Estas son algunas opciones, se puede utilizar cualquier tipo de hierbas. Si se desea hacer más de una variedad por vez, debemos separar la masa en varios bollos y poner una hierba diferente en cada uno. La cantidad también es estimativa, se puede poner un poco más o un poco menos de acuerdo al gusto personal de cada uno.

Receta para preparar grisines

Ingredientes

1 kilo de harina.
30 gr. de sal fina.
30 gr. de levadura.
500 cc de agua.
30 gr. de extracto de malta.
40 gr. de margarina.

Preparación

Colocar la harina dentro de un bol y mezclar con la sal y hacer un hueco. Diluir la levadura en el agua y verter en medio del hueco junto al extracto de malta y la margarina. Amasar hasta obtener una masa suave (Si resulta mas cómodo se puede amasar sobre una mesada).

Ubicar dentro del bol, cubrir y dejar levar. Desgasificar, estirar a 2 cm. de grosor y cortar tiras a lo largo del tamaño deseado. Redondearlos con las palma de las manos para formar los grisines y acomodarlos sobre placas untadas con margarina.

Dejar levar y cocinar en horno caliente 200 C. a 240 C.

Grisines integrales

Para hacerlos mas integrales, reemplazar 250 grs. de harina por 250 grs. de harina de salvado, harina integral, harina de soja, harina de centeno, etc.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo saborizar grisines, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

6 valoraciones. El 100% dice que es útil.